La fiscal general de la Corte Penal Internacional (CPI), Fatou Bensouda, determinó este jueves que existe “una base razonable” para creer que en Venezuela se cometieron crímenes que son competencia de la institución, aseguró el ente multilateral en su cuenta de Twitter.

Este jueves, 5 de noviembre la fiscal Bensouda recibió a una delegación de alto nivel de Venezuela, entre los que está el fiscal general designado por la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Tarek William Saab, y el defensor del pueblo, Alfredo Ruiz.

Bensouda informó al grupo sobre el estado de dos evaluaciones preliminares: los presuntos crímenes cometidos desde abril de 2017 (que la institución llama “Venezuela I“) y la denuncia que involucra las sanciones impuestas por Estados Unidos (denominado por la CPI, “Venezuela II“).

Acerca de “Venezuela I”, la Fiscalía concluyó que existen razones para creer que en Venezuela sucedieron crímenes dentro de la jurisdicción de la CPI. La fiscal de la CPI solicitó información a los representantes de la gestión de Nicolás Maduro sobre los procesos internos que se hicieron en relación con las denuncias registradas.

En el caso de “Venezuela II”, la Institución continúa su evaluación para determinar si hay bases para creer que la “presunta conducta” se encuentra dentro de su jurisdicción. “El Fiscal reiteró que ambas situaciones (Venezuela I y II) permanecen en examen preliminar con miras a tomar una decisión, una vez concluida, si se abre una investigación”, mencionó la CPI en su cuenta de Twitter.

Con información de Efecto Cocuyo